Reflexión colectiva

1957

En el “Nido del Arte del Liceo”. Reunión de amigos en actitud reflexiva. De izquierda a derecha. el periodista y escritor Marius LLeget, el escritor Faust Rodon, ( ? ), el dibujante y proyectista alemán, Hans y yo; en aquellos años: Manuel del Campo (Francisco Barbachano). 1957

Con Marius Lleget Faust Rodon, mantuve una entrañable amistad, especialmente en las décadas de los años cincuenta y sesenta. Posteriormente al ausentarme de Barcelona nuestra relación ya fue más esporádica. Pese a la diferencia de edad que había entre ellos y yo, en nuestra amistad huvo nobleza, paticipación, ayuda y complicidad.

La muerte del “soñador de astros y del más allá”, Marius LLeget, fue un duro golpe a la amistad. La desaparición, también de Faust Rodon, generó en mi, pese a la distancia, una sensación de horfandad en recuerdo al amparo que en los años cincuenta ambos me dieron.

Alguna vez, con Rosita Doria, propietaria del Café de la Ópera de las Ramblas Barcelonesas, sede de nuestras antiguas tertulias, de las que ella también formaba parte, hemos recordado la complicidad que existia con nuestros amigos ausentes.

Published in: on 7 octubre, 2008 at 1:26 am  Dejar un comentario  

The URI to TrackBack this entry is: https://barbachano.wordpress.com/2008/10/07/reflexion-colectiva/trackback/

RSS feed for comments on this post.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: